Translate

sábado, 21 de febrero de 2015

LA SALA HISTÓRICA DEL TERCIO DE ARMADA (y II).


Artículo escrito por Jesús Núñez y publicado en el nº 329 correspondiente al mes de noviembre de 2009, de la Revista "ARMAS", págs. 76-82.

El original está ilustrado por treinta y dos fotografías en color y dos en blanco y negro.


UNO DE LOS CUERPOS MÁS GLORIOSOS.

Finalizamos en estas páginas el recorrido iniciado en nuestro número anterior por esta interesante Sala que recoge cientos de fondos de gran valor histórico y relacionados con la Infantería de Marina Española, entre ellos una buena cantidad de armas empleadas a lo largo de los años.

En este segundo capítulo comentaremos diferentes aspectos relacionados con la Infantería de Marina, desde su organización, cometidos, instalaciones, etc.

La Infantería de Marina hoy

Actualmente dicho Cuerpo proporciona Fuerzas de Desembarco para cumplir los cometidos que le son propios. Estos van desde las acciones ofensivas y asalto en fuerza, de refuerzo, de reserva operacional o estratégica, a las que se enmarcan dentro de la gestión de crisis y prevención de conflictos como de presencia o disuasión, así como las que se realizan en el campo de las misiones de apoyo a la paz y misiones humanitarias. También proporciona unidades para la dotación de buques y para la seguridad de personas e instalaciones navales.

La Fuerza de Infantería de Marina está compuesta por el Mando (Comandante General y Comandancia General como órgano auxiliar que forma parte del Cuartel General de la Armada), el Tercio de Armada (TEAR) y la Fuerza de Protección de la Armada (FUPRO). En ella se integran, además, la Junta Táctica de la Infantería de Marina (JUTIM) y el Centro de Valoración y Apoyo a la Calificación para el Combate de la Fuerza de Infantería de Marina (CEVACIM).

El cargo de Comandante General lo desempeña un general de división del Cuerpo y depende directamente del Almirante Jefe del Estado Mayor de la Armada (AJEMA), ante quien es responsable de alistar, adiestrar y evaluar los medios y unidades de la Fuerza de Infantería de Marina, así como generar y sancionar la doctrina específica de empleo de sus medios.

El Tercio de Armada, o TEAR, como es más conocido en la gaditana localidad de San Fernando, está mandado por un general de brigada y se articula en la Brigada de Infantería de Marina y la Unidad de Base.

La primera de ellas, conocida por las siglas de BRIMAR, constituye la parte de la Fuerza de Infantería de Marina con adiestramiento y capacidad de asalto anfibio así como de combate terrestre y tiene naturaleza expedicionaria. 

En base a ella se forman las organizaciones operativas que constituirán la Fuerza de Desembarco de nuestra Fuerza Anfibia. Está compuesta por una Unidad de Cuartel General, dos batallones de desembarco, un Batallón Mecanizado de Desembarco, un Grupo de Artillería de Desembarco, una Unidad de Operaciones Especiales, un Grupo de Apoyo de Servicios de Combate y un Grupo de Armas Especiales.

La Unidad de Base, ubicada también en la histórica e isleña población militar de San Carlos en San Fernando, está mandada por un coronel y tiene como misión prestar a la BRIMAR servicios de aprovisionamiento y económico administrativo, mantenimiento, sanidad e infraestructura que le permitan mantener en todo momento el máximo nivel de operatividad.

En cambio, la Fuerza de Protección constituye la parte de la Fuerza de Infantería de Marina dedicada a proporcionar protección y seguridad física a bases, instalaciones, centros, organismos y personas de la Armada. 

Mandada también por un general de brigada del Cuerpo, está compuesta por: Tercio del Norte, con base en Ferrol (La Coruña); Tercio del Sur, en San Fernando (Cádiz); Tercio de Levante, en Cartagena (Murcia); Agrupación de Madrid; y Unidad de Seguridad de Canarias, con base en Las Palmas de Gran Canaria.

En materia de enseñanza e instrucción, hay que decir que independientemente de que los oficiales se forman en la Escuela Naval Militar, sita en Marín (Pontevedra) y los suboficiales en la Escuela de San Fernando (Cádiz), está la Escuela de Infantería de Marina “General Albacete y Fuster”, bautizada así en memoria del héroe de las Guerras Carlistas y ubicada en Cartagena (Murcia), donde se forma a la tropa recién incorporada al Cuerpo y donde se realizan los cursos de perfeccionamiento y especialización para oficiales, suboficiales y tropa.

Asimismo se dispone del Campo de Adiestramiento de la Sierra del Retín, en las proximidades de Barbate (Cádiz), donde se experimentan y practican las técnicas de asalto anfibio y de combate terrestre, amén de ser empleado como campo de maniobras en ejercicios de ámbito nacional e internacional.

Por último, citar que, además de lo ya expuesto, la Infantería de Marina dispone de la Compañía “Mar Océano” integrada en el Regimiento de la Guardia Real de S. M. el Rey, de guarnición en El Pardo (Madrid) y de una sección permanentemente embarcada en el Portaaviones “Príncipe de Asturias”, buque insignia de nuestra Flota en la Base Naval de Rota (Cádiz).

La Sala Histórica.

Ubicada en el antiguo “Cuartel de Batallones” de la histórica ciudad militar de San Carlos, a las afueras de la que antaño fue conocida por la Real Isla de León, hoy San Fernando en honor a Fernando VII, se encuentra la Sala Histórica del Tercio de Armada, que tanto por sus dimensiones como por la variedad y cantidad de fondos que expone, bien puede considerarse un verdadero museo.

Su acceso es a través del imponente y majestuoso patio de armas, entre cuyos robustos muros y arcadas parece todavía escucharse las voces marciales que durante más de dos siglos han mandado los movimientos de orden cerrado de miles y miles de infantes de marina.

Una placa situada en la pared, nada más acceder a su interior, recuerda que este santuario de la Historia de la Infantería de Marina, fue visitado el 7 de mayo de 2002 por el Rey Juan Carlos I, siendo entonces general jefe del TEAR, Rafael Baena Solla.

Para aquel entonces, y con motivo del 465 aniversario del Cuerpo, su comandante general, el general de división Francisco González Muñoz, la había inaugurado apenas dos meses antes, concretamente el 26 de febrero, con el objeto de ofrecer al visitante un recorrido completo por la historia de la Infantería de Marina desde su creación en 1537 hasta nuestros días.

Con tan noble propósito se comenzó a conservar y exponer el armamento, uniformes, condecoraciones, equipos, material y recuerdos que el Cuerpo ha utilizado en las diferentes etapas de su ya dilatada historia y cuyo reportaje fotográfico que ilustra estas líneas pretende ser un animoso ejemplo que invite al lector a visitarlo personalmente.

Asimismo se ha venido organizando una sección de documentación en donde se conservan todos sus documentos originales o copias que se han podido recuperar, fotografías, libros, reglamentos, manuales, etc., que bien seguro satisfará las expectativas de historiadores, investigadores y apasionados de este Cuerpo.

Desde entonces, tanto las diferentes unidades de Infantería de Marina como particulares, han colaborado mediante la donación o cesión temporal de diferentes piezas que hoy día pueden contemplarse, estando abierto a nuevas contribuciones que contribuyan a perpetuar y difundir la historia de uno de los cuerpos más gloriosos de nuestras Fuerzas Armadas.

Nota. Se agradece la trascendental colaboración del Comandante de Infantería de Marina José María Gómez López y al equipo que comanda de dicha Sala Histórica, sin cuya ayuda no hubiera sido posible éste artículo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario