Translate

domingo, 2 de febrero de 2014

GENERAL OLIETE: RECUERDOS DE GUERRA Y PAZ


Artículo escrito por Jesús Núñez y publicado en el nº 207 correspondiente al mes de agosto de 1999 de la Revista "ARMAS", págs. 68-74. 
El original está ilustrado por veintisiete fotografías en color y dos en blanco y negro.


Roger Oliete Navarro fue General de División Subdirector General de la Guardia Civil entre 1961 y 1966, estando considerado como uno de los militares españoles más brillantes y heroicos de la primera mitad del siglo XX. Sus armas, condecoraciones, documentos y efectos personales forman parte de la Historia del benemérito Cuerpo.


Introducción.

"Valor acreditado". Así reza su impresionante Hoja de Servicios que contiene 45 años de milicia durante los que participó al frente de su unidad en más de un centenar de acciones de guerra. Resultó herido en seis ocasiones.

Su vida militar sería digna de una extensa biografía que por razones fáciles de comprender no podemos siguiera condensar en las páginas de esta Revista. Sin embargo hemos procedido a realizar una selección de las condecoraciones, documentos y efectos que bien seguro revestirán un especial interés para los aficionados a la militaria en particular y el lector en general.

Nos centraremos principalmente en tres épocas de su vida militar: oficial de Infantería en las Campañas de Marruecos, capitán jefe de la compañía "La Calavera" de la Guardia Civil y teniente coronel jefe de la Comandancia de Cádiz, dado los sucesos extraordinarios que allí ocurrieron.

La Guerra de Marruecos.


El 15 de septiembre de 1925 tomaría parte en el histórico desembarco de la bahía de Alhucemas formando parte del Batallón de Cazadores de Africa nº 16 que se había organizado en el campamento de Dar Drius.

Su valor quedaría acreditado bien pronto. El artículo 5º de la Orden de su unidad dada en la posición marroquí de Morro Nuevo el 21 de septiembre de 1925 decía textualmente:

"En la mañana del día 18 del actual durante el intenso cañoneo enemigo que sufrió el Batallón, una granada cayó contra el parapeto de primera línea en el que estaba situada la 3ª Sección de la 2ª Compañía al mando del Alférez Roger Oliete, abriendo una brecha de tres metros y causando cuatro heridos de metralla y piedras lanzadas por la explosión. Ni un solo hombre de la Sección hizo ademán de moverse de su puesto; todos continuaron en él con su Oficial al frente dando pruebas fehacientes de la más completa disciplina y del más sereno valor".

El alférez Oliete continuaría combatiendo valerosamente en una serie de posiciones cuyos nombres reproducimos en las siguientes líneas como homenaje y recuerdo a los millares de soldados españoles que murieron en las campañas de Marruecos: Tras participar en las acciones de Malnoussi Bajo, Morro Bajo y Cebadilla pasaría al sector de Aix-Dir a partir del mes de octubre siendo destinado a la 1ª Compañía del Grupo de Fuerzas Regulares Indígenas de Tetuán nº 1.

Durante 1926 combatiría en Fon-Dak, Peña de los Tarazines, Haffa el Deciras, Haffa el Sax, Bu-Ceitug y Bu-Dacar en donde resultaría herido en la cabeza siendo evacuado primero a Tetuán y posteriormente a Zaragoza.

Tras dos meses de convalecencia y recién ascendido al empleo de teniente volvería a Africa y participaría en las operaciones de guerra de Tuddia-Abba, Afforit, Raula, Pandalillo, Zoco el Arbaca, Dar-Akombba, Xauen, Miskcela, Akay, Setiev, Bu-Harras y Zoco Tiz el Ata.

En 1927 pasaría al sector de Xauen donde continuaría en servicio de campaña y tomaría parte en los combates de Ani-gorra, Adriay Afemun, Rok-Valia, Surena, Bar-Kaio, Takar-Verde, Zoco el Jemis de Beni-Ares, Buharron (Sumata), collado de Akersan, Ani-Darda, Ani-Grana, Tazarut, Yebel-Alani, Bab-Start, Bab-Tarsa y Dar-Arab.

Continuaría prestando servicio de campaña y guarnición en el Protectorado hasta que en septiembre de 1929 sería seleccionado por el entonces joven general Francisco Franco Bahamonde (1892-1975) para formar parte del cuadro de profesores de la recién creada Academia General Militar de Zaragoza.

Las condecoraciones de Africa.



Hasta ese momento el teniente Oliete había sido recompensado con dos cruces de María Cristina, una cruz del mérito militar con distintivo rojo, dos medallas militares de Marruecos con los pasadores de Larache, Melilla y Tetuán, así como con un aspa roja de herido de guerra, la medalla de sufrimientos por la patria, la medalla de la paz de marruecos y la medalla del homenaje a SS.MM. los Reyes.

Con la llegada de la 2ª República las dos medallas militares de Marruecos y la de la paz de Marruecos serían sustituidas por una medalla conmemorativa de campaña con el correspondiente pasador creada por decreto de 17 de noviembre de 1931.

Posteriormente por decreto de 27 de marzo de 1941 las medallas militares de Marruecos pasarían a denominarse medallas de Marruecos.

"La Calavera".



En los 156 años de Historia de la Guardia Civil no ha existido otro caso como el de la compañía conocida por el sobrenombre de "La Calavera".

Se trataba de una unidad expedicionaria con carácter volante perteneciente a la Comandancia de la Guardia Civil de Zaragoza y que estaba compuesta por 195 hombres bajo el mando del entonces capitán Oliete. Tuvo 65 muertos y más de un centenar de heridos, las bajas se cubrían con guardias civiles voluntarios en su mayor parte procedentes de la Comandancia de Castellón.

Se organizó en septiembre de 1936 y quedó encuadrada en la 52ª División del 5º Cuerpo de Ejército del bando nacional. Al pasar en 1938 la guerra civil de la fase de columnas móviles a la de grandes unidades, desaparecería como unidad de choque, transformándose en Compañía Expedicionaria del Cuerpo de Ejército de Castilla, con misiones de policía militar.

Esta pequeña unidad de la Guardia Civil se distinguiría por su heroico comportamiento y elevado espíritu de combate habiendo quedado constancia de su participación en un centenar de acciones de guerra en los frentes de Teruel y Guadalajara.

El curioso y sorprendente nombre de "La Calavera" era debido a tanto por su temerario valor como por el carismático distintivo que adoptaron sobre sus guerreras, consistente en un cráneo sobrepuesto a las siglas "G" y "C" entrelazadas.

Durante el tiempo que ejerció el mando el capitán Oliete resultó herido en tres ocasiones. La última, acontecida el 30 de agosto de 1937 en la posición de Santa Bárbara y causada por el impacto de una bala en la cabeza, fue la que revistió mayor gravedad.

Tras dos meses de convalecencia en Zaragoza volvería al frente de Teruel pero al resentirse de las heridas sufridas fue destinado a la Compañía de la Guardia Civil en la localidad de Epila A los pocos días de su incorporación se distinguiría por la captura de tres aviadores rusos que habían tenido que realizar un aterrizaje de emergencia.

En marzo de 1938 sería destinado a la División 53 como jefe del 3º Batallón Expedicionario de Tenerife nº 38 siendo nuevamente herido aunque esta vez por metralla.

La compañía "La Calavera" sería objeto de un homenaje especial en la ciudad de Teruel durante el mes de febrero de 1966, siendo nombrado el entonces General Oliete "Hijo Predilecto" de la provincia.


Recompensas de Guerra.



El Capitán Oliete recibiría por su heroico comportamiento durante la contienda la medalla de la Campaña, tres cruces al mérito militar con distintivo rojo, tres cruces de guerra y numerosas citaciones en la Orden de su unidad. Asimismo llegaría a ser propuesto para la medalla militar individual.

En la Orden General del Ejército del Centro del día 5 de agosto de 1939 se anunciaría el inicio del expediente contradictorio de ascenso a comandante con carácter sumarísimo y según consta textualmente por "sus cualidades excepcionales de inteligencia, valor y aptitud para mando de unidad superior a su empleo demostradas en cuantas operaciones de guerra había tomado parte".

También le sería concedido el uso de cinco galones de herido por las que sufrió el 26 de mayo de 1926, el 19 de octubre de 1936, el 28 de abril y 31 de agosto de 1937 y el 26 de mayo de 1938.

Asimismo el 5 de junio de 1939 le fue concedida la condecoración de la Orden del Aguila Alemana ("Verdieuskreuz des Ordens vom Deutschen"). Inicialmente estaba previsto que le fuera impuesta personalmente el 2 de mayo de 1940 en Zaragoza por el Coronel Bruns, agregado militar de la embajada de Alemania en España, pero al encontrarse en misión especial en la Columna de Operaciones de Asturias del Cuerpo de Ejército de Castilla no fue posible y le sería entregada posteriormente.

Alemania, quien junto a Italia había apoyado y ayudado desde el primer momento al bando nacional concedió al final de la guerra civil dicha condecoración a un determinado grupo de oficiales españoles que más se habían destacado por su arrojo y valor.


La Explosión de Cádiz.



En julio de 1944 sería destinado como teniente coronel para ejercer el mando de la entonces denominada 237ª Comandancia de la Guardia Civil de Cádiz con el principal objetivo de erradicar el bandolerismo que existía en su sierra.

En la noche del 18 de agosto de 1947 acontecía en la ciudad de Cádiz una de las mayores catástrofes de la posguerra: La explosión de uno de los almacenes de minas de la base de defensas submarinas de la Armada que causaría cerca de 200 muertos y casi 5.000 heridos de diversa consideración además de centenares de edificios destruidos. Gran parte de la ciudad quedó devastada.

La tragedia fue de tal magnitud que durante las semanas siguientes fue el centro de atención y recepción de recursos y auxilios de todo el territorio nacional y parte del extranjero.

El teniente coronel Oliete retrasaría su boda prevista para pocos días después y se pondría inmediatamente al frente de sus hombres. Con la ayuda de su 2º jefe el comandante José Arias Garín (1897-1974) participaría en las tareas de rescate de las víctimas y dirigiría la vigilancia que se tuvo que establecer para evitar el saqueo.

En aquella trágica noche y en los días siguientes los guardias civiles a sus órdenes rescataron de los escombros a un total de 523 víctimas. El origen de la explosión nunca fue suficientemente demostrado y la extensa documentación que se recogió durante la investigación realizada por la Armada desapareció durante un incendio que años después se produjo en las instalaciones militares que lo custodiaban. Nunca se esclareció suficientemente el verdadero origen de la explosión.


Historial Militar del General Oliete.



Hijo de familia numerosa nació el 30 de octubre de 1902 en Oliete (Teruel). Falleció en Algodonales (Cádiz) el 20 de febrero de 1977). Ingresó en el Ejército el 15 de abril de 1922 habiendo ocupado los siguientes destinos en los empleos que a continuación se citan:
  • Cadete en la Academia de Infantería de Toledo.
  • Alférez de Infantería en los regimientos de Infantería nº 5 y Ceriñola nº 24; Batallón de Cazadores de Africa nº 16 y Grupo de Fuerzas Regulares Indígenas de Tetuán nº 1.
  • Teniente de Infantería en el citado Grupo y en la Academia General Militar de Zaragoza.
  • Teniente de la Guardia Civil como jefe sucesivamente de las Líneas de Urgell (Lleida), Zuera (Zaragoza), Had-de-Ruadis, Beni-Adifa, Tagsut, Targuist y Jinemurt (Protectorado de Marruecos), así como profesor en el Colegio de Guardias Jóvenes de Valdemoro (Madrid).
  • Teniente de la Guardia Civil en las Mejanías Armadas de la Zona del Protectorado de Marruecos.
  • Capitán de la Guardia Civil en la plana mayor de la Comandancia de La Coruña y jefe de las compañías de la Guardia Civil de "La Calavera" y Epila (Zaragoza).
  • Capitán de la Guardia Civil como jefe sucesivamente del 3º Batallón-Expedicionario de Tenerife nº 38, del Tercio del Pilar, de los Servicios Especiales de la Columna de Operaciones de Asturias y del Servicio de Información del Tercio de Zaragoza.
  • Comandante de la Guardia Civil sucesivamente como 2º jefe de la Comandancia de Zaragoza y jefe del Servicio de Información del Tercio de Zaragoza.
  • Teniente Coronel de la Guardia Civil sucesivamente como jefe de la 6ª Comandancia Móvil y de la 237ª Comandancia (Cádiz).
  • Coronel de la Guardia Civil como jefe del 38º Tercio (Sevilla).
  • General de Brigada de la Guardia Civil como jefe de la 1ª (Sevilla) y 3ª Zona (Zaragoza).
  • General de División de la Guardia Civil como Subdirector General del Cuerpo.
Condecoraciones militares del General Oliete.
  • 4 Cruces del Mérito Militar con distintivo rojo.
  • 3 Cruces de Guerra
  • 1 Medalla de Campaña.
  • 1 Medalla de Sufrimientos por la Patria
  • 2 Cruces de María Cristina.
  • 2 Medallas Militares de Marruecos con los pasadores de Melilla y Tetuán.
  • 1 Medalla de la Paz de Marruecos.
  • 1 Medalla del Homenaje a SS.MM.
  • 1 Cruz del Mérito Militar de 2ª clase con distintivo blanco.
  • 1 Cruz de la Orden del Aguila Alemana.
  • 1 Gran Cruz del Mérito Militar con distintivo blanco.
  • 1 Cruz de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo.
  • 1 Placa de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo.
  • 1 Gran Cruz de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo.
Agradecimientos.


La elaboración de este artículo y la realización de las fotografías que lo acompañan no hubiera sido posible sin la colaboración del Servicio de Estudios Históricos de la Dirección General de la Guardia Civil y muy especialmente de Isabel Sánchez de Alva Merencio, viuda del General Oliete.

No hay comentarios:

Publicar un comentario