Translate

lunes, 20 de enero de 2014

LA LEGIÓN



Artículo escrito por Jesús Núñez y publicado en el Diario "Melilla Hoy" del día 12 de septiembre de 1990, pág. 9.

La Legión es una de las Unidades de nuestro Ejército que, desde sus fechas fundacionales, más ríos de tinta ha hecho correr. No hay nadie, en territorio nacional o extranjero, que no sepa de su existencia. Nació en el momento justo. Cuando la juventud española se desangraba en las guerras del norte de Africa, propiciadas desgraciadamente, en muchas ocasiones, más por intereses de determinadas situaciones políticas que por las verdaderas necesidades de la Patria.

El Ejército necesitaba en aquel momento una unidad especial, savia nueva que, con una mentalidad joven y combativa, ejecutara de la táctica moderna y disciplinadamente instruida, se convirtiera en su elite africana. Honor, Valor, Lealtad y Compañerismo, serían los banderines de enganche de tan bizarros hombres que tendrían por Jefes y Oficiales a los militares de más prestigiosos de la época.

La Legión, entonces admitió a todos sin discriminación de raza o condición social. Nada importaba su vida anterior, allí todos serían iguales y si alguien tenía cuentas pendientes con la Sociedad, en el Tercio las pagaría sobradamente con su Sacrificio.

Muchas de las páginas de nuestra Historia Militar están escritas con la sangre de nuestros bravos legionarios que inmolaron sus vidas sin un grito de queja. la innumerable lista de sus acciones de campaña y las condecoraciones colectivas e individuales obtenidas hablan por sí solas de¡ heroísmo y arrojo demostrados. Sin embargo, desde hace varios años, La Legión viene sufriendo en silencio, periódicos ataques que lanzados desde determinados sectores, han tratado de presentarla como una unidad refugio de maleantes, militar y socialmente caduca sin razón actual de existir, exigiendo su disolución.

Todos hemos oído o leído noticias sobre hechos luctuosos o delictivos en los que se resaltaba la condición de antiguo legionario por parte de sus protagonistas. Sin embargo, es muy difícil, por no decir imposible, encontrar alguna en que se mencione la situación de ex-artillero, ex-marinero, o ex-intendente de los autores. ¿Por qué?. Pregúntenselo a quienes tienen tanto interés en resaltarlo.

En La legión, como todo colectivo humano, podremos encontrar individuos que no son dignos de su Credo ni de la Sociedad que defienden, pero no por ello debe atacarse a toda una Unidad, sino aplicar sobre esos indeseables como bien se que se hace, todo el peso de la Justicia.

Si un funcionario, un médico o un abogado es un sinvergüenza, sería una grave injusticia tachar de lo mismo a toda la profesión. La Legión no es ningún refugio de delincuentes, sino una Unidad moderna, disciplinada, altamente instruida, de elevada moral combativa y con un espíritu de victoria inquebrantable.

Los Novios de la Muerte nos han intentado ser presentados por algunos, como seres lunáticos, sedientos de problemas y criminales porque lanzan en el campo de batalla gritos de ¡Viva la Muerte!.

Este grito encierra un auténtico ¡Viva la Vida!. Vida que es la suya propia y a la que aman como todo ser humano, pero que no dudarían en sacrificar si fuera preciso en defensa de la Patria y de otros altos ideales que por mucho que intentara describirlos, seguiría habiendo alguno que no lo entendería o lo que es peor, no querría entender nunca.

El próximo 20 de septiembre, La Legión celebrará una vez más su fecha fundacional. España y Melilla, concretamente, le deben mucho. Esperemos que nunca desaparezca.

No hay comentarios:

Publicar un comentario